4 métodos peligrosos para perder peso

Cuando se trata de perder peso, existen infinidad de dietas y métodos que puedes utilizar con tal de deshacerte de esas odiosas libras de más. Sin embargo no todos son recomendables y existen los que incluso, representan un auténtico riesgo por el daño que le provocan al organismo. Hoy te presentamos cuatro de las estrategias más peligrosas para adelgazar, que no vas a poder creer.

perder

  1. El uso de laxantes. A nadie le es ajeno el uso de estos medicamentos como una medida para bajar de peso. Lo malo de los laxantes es que no solo impiden la absorción de los nutrientes de la comida, sino que también te hace perder líquidos conduciéndote a la deshidratación. Otras consecuencias negativas que tienen además de la diarrea, son los vómitos, problemas intestinales y hasta la muerte, si su uso es prolongado.
  2. Las dietas depurativas. Se han vuelto bastante populares para desintoxicar el cuerpo y si bien pueden ser útiles de vez en cuando, no es nada recomendable adoptarlas como costumbre. Su peor consecuencia es la malnutrición y la pérdida de energía, puesto que generalmente se limitan a comer un solo tipo de alimento o batidos.
  3. Ingerir bolas de algodón. Parece increíble pero lo cierto es que se ha popularizado la costumbre peligrosa de comer pequeñas bolas de algodón después de sumergirlas en algo que les de sabor, como el jugo de naranja o la limonada por ejemplo, para así lograr acallar el hambre. Además de bloquear el instestino, esta de más decir que puede provocar consecuencias fatales que te llevarían directo a urgencias.
  4. La dieta de la solitaria. Afortunadamente es menos frecuente hoy en día. Esta dieta se basa en consumir una cápsula con los huevos de un parásito, (normalmente se compran en sitios ilegales), para que el mismo crezca en el intestino y se alimente de lo que consumes, evitando que engordes.