6 razones por las cuales las dietas milagrosas no funcionan

Las llamadas dietas express o milagrosas que tanto prometen a la hora de bajar de peso, pueden ser una opción muy tentadora para quienes desean bajar de peso con urgencia. No obstante, pocas veces nos ponemos a pensar en las consecuencias que este tipo de planes alimenticios nos pueden traer o cual es el precio a pagar, por bajar tanto en tan poco tiempo. En el artículo de hoy, te citamos seis razones contundentes por las que debes rechazar cualquier dieta que de este tipo.

dietas milagrosas

  1. El odioso efecto rebote. Viene invariablemente cada vez que el organismo se acostumbra a bajar de peso demasiado rápido. El recorte de calorías no se lleva a cabo de la manera adecuada en este caso, lo que provocará que incluso se ganen más kilos que los que se tenían anteriormente.
  2. No perduran a largo plazo. Toda dieta que se respeta debe ayudarte a conservar tu peso ideal con el tiempo y no funcionar de manera permanente. De lo contrario, se vuelve un ciclo que nunca termina.
  3. Son una amenaza para la salud. La falta de energía que las caracteriza y su deficiencia nutricional, pueden provocar mareos, anemia, malestares estomacales y hasta desmayos, entre otras cosas.
  4. No te enseñan buenos hábitos para comer. Generalmente, adelgazar de verdad se basa en cambiar una serie de acciones que has estado haciendo mal por bastantes años. Las dietas milagro solo te engañan para seguir haciendo lo mismo.
  5. Son motivo de ansiedad y conllevan varios efectos negativos de forma psicológica y anímica, como el mal humor y sobretodo, el estrés ante la comida, a causa de hambre y antojos.
  6. No contemplan las necesidades específicas que tu organismo requiere. No todos funcionamos de la misma manera ni podemos hacer trabajar al metabolismo por igual. Es por ello que resulta tan importante que consultes a un experto, si quieres perder kilos.