¿Las bebidas dietéticas causan adicción?

Los refrescos bajos en calorías y otras bebidas de dieta se han convertido en una constante para muchas personas, que quieren alimentarse más “sanamente”. Es tanta su popularidad que inclusive, no es poca la gente que ya la tiene como opción regular para calmar la sed, por lo que su consumo es mucho más frecuente. Este es un hábito muy poco recomendable, puesto que se ha demostrado que estos productos pueden causar adicción y contrario a lo que se cree sobre ellos, también pueden ser un motivo para el aumento de peso. ¿Cómo? Te lo explicamos con detalle en el artículo de hoy.

bebidas

Las bebidas de dieta a menudo contienen ingredientes como la cafeína, que son los que provocan la adicción. También tienen saborizantes que en compensación a su poca cantidad de azúcar, hacen que quien las beba se haga más asiduo a consumirlas por su buen sabor. Otro aspecto al que es importante prestar atención, es que si tú crees que un refresco o un jugo no te harán engordar por ser bajos en calorías, te estarás animando a ti mismo a beber más y cuando menos te des cuenta, ya habrás ingerido una cantidad mayor a la que pensabas.

Por otra parte, piensa en que las bebidas dietéticas no son una buena opción para hidratarte. Quienes las toman en vez de optar por agua natural, no reciben en realidad los líquidos que le hacen falta al organismo para cumplir con sus funciones y calmar la sed. Esto provoca que además de la adicción, haya una descompensación importante de electrólitos y hasta aumento de peso.

Algo que debes tener en claro es que las bebidas bajas en calorías, solo son una alternativa de emergencia si vas a comer fuera de casa. Siempre que puedas, bebe agua o infusiones si quieres cuidarte.