La dieta de las bolas de algodón, una moda peligrosa

En el artículo anterior te comentábamos algunas de las maneras más extremas y peligrosas para perder peso, entre las cuales se encontraba la dieta de las bolas de algodón; una medida de lo más riesgosa para adelgazar que desafortunadamente, ha afectado a un montón de persona, la mayoría jóvenes que ansiaban adelgazar tanto como pudieran. ¿Alguna vez escuchaste hablar acerca de ella? Hoy te comentamos en que consiste y cuales son sus consecuencias más fatales.

algodón

¿Qué es la dieta de las bolas de algodón?

Esta absurda dieta consiste en ingerir pequeñas bolas de algodón, empapándolas en jugo de naranja, de manzana y bien, cualquier sabor de tu preferencia, haciendo que sean más fáciles de tragar. Una vez que están bien empapadas, la persona las traga a fin de disminuir su apetito y reducir las calorías que consume en el día.

Un argumento absurdo en el que se basa esta dieta, es decir que el algodón al ser una fibra vegetal proveniente de una planta, no hace gran daño al organismo y termina desechándose al igual que cualquier otro alimento.

No obstante esto es totalmente falso, puesto que dicho material puede tener repercusiones de lo más desagradables para la salud.

Consecuencias de la dieta de las bolas de algodón

Entre los peores riesgos que acarrea esta medida extrema para adelgazar, se encuentran los siguientes:

  • Bloqueo intestinal. Contrario a lo que se piensa erróneamente, el algodón es sumamente difícil de digerir para el cuerpo y no saldrá de él con tanta facilidad. Puede quedarse acumulado en el estómago o los intestinos, formando una masa que solo podrá ser removida por medio de cirugía.
  • Desnutrición. Quienes practican esta peligrosa dieta lo hacen para sentirse más llenos pero no reciben ningún nutriente, por lo que se ven faltos de energía y aquejados de problemas como la anemia.