Pay de queso light

pay

Para terminar bien la semana, vamos a ofrecerte una receta deliciosa que seguro que te encantará preparar el fin de semana. Se trata de un postre riquísimo y sobretodo, bajo en calorías: un pay de queso light. Es muy sencillo de preparar y lo más importante, es que no alterara tu dieta.

Solo necesitas conseguir los siguientes ingredientes:

  • Un par de huevos.
  • 300 gr de queso ricota.
  • 200 gr de queso crema.
  • 60 gr de mantequilla baja en grasas y sin sal.
  • 200 gr de almendras picadas.
  • 3 cucharadas de jengibre, canela y nuez moscada.
  • 1 limón.
  • 1 naranja.
  • 3 cucharadas de miel.

Realiza al pie de la letra las siguientes instrucciones ¡y tendrás el más delicioso pay de queso light para degustar!

  1. En una olla, derrite la mantequilla y añade las almendras hasta que formes una pasta que colocarás como base para tu pay, colocándola en un recipiente previamente engrasado con aceite en aerosol.
  2. Caliente tu horno a 130° C y mete el recipiente por no más de 10 minutos, para que esta mezcla se solidifique.
  3. En un bol mezcla los quesos con las especias, los yemas de los huevos, la miel y el jugo del limón y la naranja, más la ralladura de la cascara de estos últimos. Todo debe resultar en una mezcla homogénea.
  4. En un recipiente diferente, bate las claras de huevo hasta que consigas levantarlas y una vez que lo hagas, viertélas en la preparación anterior, mezclándolas suavemente y cuidando que no bajen.
  5. Por último, vacía esta última mezcla sobre la base de almendras y mantequilla y vuelve a poner en el horno calentado a 130° C. No debe cocinarse por más de 25 minutos. Notarás como el pay se pone bien doradito.

En cuanto haya terminado de cocerse, puedes añadirle un poco de mermelada o frutas frescas para decorar, o simplemente consumirlo tal y como está.