Pros y contras de los batidos para adelgazar

Los batidos se han convertido en una de las opciones más recurridas cuando se quieren perder unos kilos de más. Son fáciles de preparar, prácticos y muy deliciosos, son mencionar la variedad de sabores y vitaminas que pueden contener. No obstante así como tienen muchos amantes, también cuentan con detractores que definitivamente no los ven como la mejor opción para bajar de peso. ¿Quién tiene razón y quién no? ¿Serán de verdad lo último que debes beber si quieres adelgazar? Entérate de las respuestas a estas cuestiones en el artículo de hoy.

batidos

Ventajas de los batidos

  • Son sencillas de elaborar y nos ahorran mucho tiempo. Lo único que hay que hacer es prepararlas con agua y/o leche, frutas y vegetales y alguna proteína que nos dará energía.
  • Están repletas de vitaminas y propiedades saludables. Eso claro está, siempre y cuando las bebamos recién hechas y utilicemos ingredientes frescos.
  • Ayudan a controlar la ingesta de calorías. Y es que son una gran alternativa para evitar la ansiedad por el hambre, ya que aunque son ligeras pueden satisfacer mucho.
  • Pueden funcionar como diuréticos. Muchas malteadas tienen propiedades que evitan que retengamos líquidos y son geniales para desintoxicar el organismo con mayor rapidez.

Desventajas de los batidos

  • No son un sustituto de las comidas. Muchas dietas dicen que sí pero la verdad es que esto no es recomendable.
  • Pueden ser costosas. Lo son si compras las que se venden con un plan alimenticio especial.
  • Tomar una malteada todos los días puede volverse aburrido. Y por ende, uno puede perder la motivación de beberlas a menudo.

En conclusión, tomar batidos no es malo pero tampoco es una solución definitiva para bajar de peso. Si quieres ver cambios reales en tu cuerpo, necesitas algo más que beber malteadas, y lo conseguirás a través del ejercicio y la alimentación balanceada.