4 opciones sanas para sustituir la mantequilla

La mantequilla es un condimento de lo más delicioso pero desafortunadamente, también suele estar repleta de calorías y de grasas que no son las mejores para el organismo. Sin embargo, ¿cómo renunciar a ella? Si resulta el acompañamiento perfecto para cientos de comidas, desde el pan tostado hasta algunas carnes cocidas. Hoy te proponemos cuatro sustitutos con los que bien puedes hacer el intento y que están repletos de grasas buenas. ¿Te animas a darles una oportunidad?

mantequilla

  1. Mantequilla de nueces. Su principal ventaja es que te brinda ácidos grasos Omega, que son los mejores para que el metabolismo siga quemando calorías y también funcionan como poderosos antioxidantes. Esta mantequilla además, posee un sabor delicioso que no te hará echar de manos la convencional.
  2. Aceite de coco. El rico sabor que le da a todas las cosas es una de las principales razones por la cual deberías probarlo. Usualmente, viene en presentación de frascos, por lo que es fácil de untar en comidas o bien, para agregar en la sartén donde vayas a cocinar. Si la usas con moderación, puedes ahorrarte muchas calorías y evitar las grasas trans.
  3. Mantequilla de almendras. Es otro sustituto cercano que prácticamente cuenta con las mismas ventajas que te brinda la de nueces, por no mencionar su sabor ligero y delicioso. También es una grandiosa fuente de energía, ideal para consumir en el desayuno con tu pan preferido o incluso sobre hot cakes.
  4. Compota de manzanas. Es dulce, ligera e ideal para saborizar cualquier cosa que se te ocurra. Lo mejor es que la puedes preparar en casa; aunque hay muchos lugares de alimentos orgánicos en donde podrás comprarla. Su ventaja principal son las dosis de fibra que te aporta, algo que no hace la mantequilla normal.

¿Te animarías a probar cualquiera de estos exquisitos sustitutos?